Uso recreativo de la Viagra entre los jóvenes

Crédito de la foto:  Canva

El doctor François Peinado ha sido entrevistado en Informativos de Telecinco para hablar sobre la utilización -cada vez más frecuente- por parte de hombres jóvenes sin problemas de erección de fármacos tipo Viagra para potenciarla.

Los inhibidores de la PDE5, tales como Viagra (sildenafil) y Tadalafilo, son medicamentos bien establecidos en el tratamiento de la disfunción eréctil. Su mecanismo de acción, centrado en mejorar el flujo sanguíneo hacia el tejido eréctil, los hace efectivos para esta condición clínica. Sin embargo, su uso se ha ido desviando hacia fines recreativos entre la población joven, lo cual plantea cuestiones significativas acerca de la percepción de la sexualidad y la medicación en la sociedad moderna.

 

Estudios recientes han observado una tendencia creciente en el uso recreativo de estos medicamentos entre hombres jóvenes, a menudo vinculada a contextos de fiesta o situaciones donde se consume alcohol y otras sustancias. Esta práctica no sólo pone de relieve un fenómeno creciente, sino que también refleja una falta de conocimiento sobre los riesgos asociados al uso no supervisado de medicamentos con potentes efectos fisiológicos.

 

En el marco del estudio «The Weekend Drug; Recreational Use of Sildenafil Citrate and Concomitant Factors-A Cross-Sectional Study» se investigó el uso recreativo del sildenafilo, comúnmente conocido como Viagra, entre los hombres jóvenes, enfocándose en las pautas de uso y los factores asociados. El análisis muestra que una mayoría significativa de los usuarios lo consumen con fines recreativos en lugar de médicos, y este uso está asociado con una duración más corta del consumo, menos de dos años. La mayoría de los usuarios obtienen el medicamento sin receta y lo usan junto con sustancias ilícitas, lo que puede aumentar el riesgo de efectos adversos y dependencia.

 

 

“Presión para cumplir con un ideal de rendimiento sexual”

 

La presión por cumplir con un ideal de rendimiento sexual y la creencia de que estos medicamentos pueden potenciar las capacidades sexuales son factores motivadores para muchos jóvenes. El deseo de impresionar a las parejas, el miedo al fracaso en el acto sexual y la curiosidad son también razones comunes que llevan a los jóvenes a experimentar con estos fármacos sin una prescripción médica.

 

El uso indebido de estos fármacos conlleva riesgos significativos, como interacciones medicamentosas peligrosas, especialmente con nitratos, que pueden llevar a una disminución crítica de la presión arterial. La posibilidad de efectos adversos psicológicos, como la dependencia y la disminución de la confianza sin el medicamento, también es una preocupación. Además, la normalización del uso recreativo puede ocultar problemas de salud subyacentes que requieren atención médica.

 

Es imperativo que los profesionales de la salud, educadores y padres trabajen conjuntamente para ofrecer una educación sexual más completa que incluya la realidad de los medicamentos y su propósito. Debe fomentarse el respeto por los medicamentos como herramientas para la salud y no como mejoradores del rendimiento sexual. Las campañas de salud pública deberían abordar el tema del uso recreativo de estos fármacos y proporcionar recursos accesibles para los jóvenes.

 

El uso recreativo de medicamentos como los inhibidores de la PDE5 plantea desafíos complejos que requieren un enfoque multifacético. Es crucial entender y abordar las razones subyacentes de este comportamiento, así como sus implicaciones para la salud física y psicológica. La educación, la investigación continua y un diálogo abierto son esenciales para mitigar los riesgos asociados y promover un enfoque más saludable y responsable hacia el uso de medicamentos en la sociedad.

Dr. François Peinado Ibarra
Cirujano-Urólogo & Andrólogo

Hospital Quirón Ruber 39. Grupo QuironSalud. Madrid
Olympia Medical Center-Torre Caleido. Madrid
Centro de excelencia en la cirugía reconstructiva y plástica del pene

www.doctorpeinado.com
doctorpeinado@gmail.com