Pruebas para la detección temprana del cáncer de próstata

En este artículo, voy a exponer las principales pruebas para detectar el cáncer de próstata.

PRUEBA DE PSA

La prueba del PSA es un examen que mide la cantidad de antígeno específico de la próstata (PSA) en la sangre. Los valores de PSA pueden utilizarse para estimar el riesgo de cáncer de próstata en los hombres. Un nivel elevado de PSA puede ser una indicación de cáncer de próstata, pero no es específico del cáncer.

Los niveles de PSA pueden aumentar por un agrandamiento benigno de la próstata, una infección urinaria o prostatitis (infección de la próstata) o después de la eyaculación. Por el contrario, los hombres con cáncer de próstata pueden tener niveles bajos o normales de PSA. Sin embargo, los urólogos tienen décadas de experiencia en cómo usar el PSA para diagnosticar el cáncer de próstata como parte de una estrategia de diagnóstico probada.

TACTO RECTAL

Otra herramienta de diagnóstico es el examen rectal digital (DRE) en el que el médico introduce un dedo enguantado y lubricado en el recto para palpar la glándula prostática. El DRE es menos efectivo para detectar tumores en una etapa temprana, pero diagnosticará con éxito los cánceres de etapa tardía.

IMÁGENES ANTES DE LA BIOPSIA DE PRÓSTATA

La disponibilidad de la Resonancia Magnética Multiparamétrica (mpMRI) ha cambiado sustancialmente el paradigma de diagnóstico del cáncer de próstata localizado. Las imágenes por resonancia magnética se caracterizan por una alta sensibilidad y un alto valor predictivo negativo para las enfermedades agresivas. Al mismo tiempo, también tiene la capacidad de ignorar el cáncer de próstata pequeño e insignificante. Por lo tanto, la mpMRI se ha propuesto como una prueba para optimizar aún más la identificación de los hombres con riesgo de tener un cáncer de próstata significativo que deben ser considerados para una biopsia de próstata.

El uso de la resonancia multiparamétrica de alta calidad antes de la biopsia de la próstata permite la detección de una mayor proporción de cánceres de próstata significativos en comparación con las biopsias aleatorias. Esto conduce a una reducción de más del 10% de los diagnósticos de enfermedades insignificantes y una reducción del 30% en el número de biopsias innecesarias.

La aplicación de estrategias de detección temprana que incluyen la RMNm de alta calidad evitaría un número sustancial de biopsias de próstata innecesarias y otros diagnósticos de enfermedades.

Es importante que la resonancia magnética esté al alcance de más hombres usando protocolos más cortos con calidad preservada. El análisis de imágenes computarizadas por Inteligencia Artificial (IA) jugará un papel importante en la reducción de la variabilidad entre los expertos menos experimentados y hará que la lectura sea más rápida. Se están desarrollando varios algoritmos que necesitan apoyo financiero adicional.

HERRAMIENTAS CLÍNICAS

Además del tacto rectal, el urólogo puede tener en cuenta una serie de factores de riesgo que son útiles para identificar a los individuos que necesitan un seguimiento más estrecho o eventualmente más investigaciones como, por ejemplo, la resonancia magnética.

Los hombres en riesgo son aquellos con una historia familiar de cáncer de próstata, hombres de origen afroamericano y aquellos con una mutación BRCA2 (gen del cáncer de mama). También una elevada densidad de PSA (relaciona el PSA con el volumen de la próstata, y las próstatas más grandes pueden tener un nivel de PSA más alto en la sangre) indica que se deben realizar más investigaciones.

NUEVAS PRUEBAS MOLECULARES

Se han propuesto diferentes biomarcadores moleculares en la sangre y la orina para identificar a los hombres con cáncer de próstata significativo. Estas herramientas basadas en algoritmos que incluyen el PSA u otras proteínas y la información clínica pueden identificar con mayor facilidad las enfermedades clínicamente significativas con mayor precisión que el PSA por sí solo y disminuir aún más el riesgo de sobrediagnóstico. Proporcionan información complementaria que mejora la predicción del cáncer de próstata de alto grado. Su integración con otras herramientas como la Resonancia Multiparamétrica podría reducir en última instancia el número de biopsias innecesarias sin aumentar el riesgo de perderse una enfermedad significativa. Se necesitan más estudios para identificar el mejor algoritmo de detección temprana mediante la integración de calculadoras de riesgo, mpMRI y pruebas moleculares en un modelo con la historia familiar y otra información clínica.

BIOPSIA

Se realiza una biopsia de próstata si el PSA es demasiado alto, si hay un resultado sospechoso de un tacto rectal, un aumento rápido del PSA o una sospecha en la Resonancia Multiparamétrica. La biopsia de próstata es la única prueba que puede confirmar un diagnóstico de cáncer de próstata.

La biopsia tradicional de la próstata que se realiza a través del recto tiene el inconveniente de ser una “biopsia a ciegas”. Dado que no se pueden ver las zonas sospechosas de tumor, se toman varias muestras de la próstata de manera aleatoria y la probabilidad de “acertar” y coger tejido canceroso no supera, en muchos casos, el 50%.

La integración de las imágenes de la resonancia multiparamétrica de próstata con la biopsia transperineal de próstata permite una biopsia mucho más precisa y con menos complicaciones para el paciente evitando el riesgo de infección. Es sin lugar a dudas, la nueva técnica de precisión. El resultado nos ofrece un “GPS” de las zonas a biopsiar con una precisión nunca obtenida previamente. Esta biopsia se llama “biopsia de fusión”.

BIOPSIA LÍQUIDA

Un PSA elevado no significa necesariamente que se tenga cáncer de próstata. Muchos hombres con altos niveles de PSA tendrán sin embargo una afección benigna, y una biopsia puede ser desagradable, tiene costes asociados y puede comportar complicaciones. Además, las biopsias de próstata no sólo detectan el cáncer de próstata agresivo sino también el cáncer de próstata leve. Este tipo de cáncer no causa mayores problemas, pero a menudo el paciente se somete a tratamientos innecesario. Por otra parte, el diagnóstico de un cáncer de próstata indolente o poco significativo puede causar ansiedad y afectar psicológicamente a la persona

El Select MDx es un test en orina no invasivo para mejorar la selección de pacientes para RMmp y biopsia. Esta prueba en orina para el cáncer de próstata permite diagnosticar el cáncer de próstata de alto grado y por tanto identifica a los pacientes con riesgo de enfermedad de alto grado pudiendo evitar múltiples biopsias innecesarias. La prueba se realiza en consulta, se tardan 5 minutos tras la realización de un tacto rectal y si el resultado da negativo, la probabilidad de que el paciente tenga un cáncer de próstata significativo es muy baja.

Dr. François Peinado Ibarra 
Cirujano-Urólogo & Andrólogo
www.doctorpeinado.com

Photo by Sara Bakhshi on Unsplash

Siguiente entradaLeer más artículos